Los dientes y el dolor cervical


Los dientes y el dolor cervical

Diversas investigaciones concluyen en la estrecha relación que existe entre la columna vertebral y la articulación temporomandibular.

La articulación temporomandibular es la articulación móvil que existe entre el hueso temporal y la mandíbula, que en realidad son dos articulaciones, una a cada lado de la cabeza, que actúan de forma sincronizada para permitir a la mandíbula masticar mediante variados movimientos.

Cuando esta sincronización no se produce correctamente, es lo que conocemos como mala oclusión dental o mala masticación.

Pero los problemas en la articulación temporomandibular, no solo afecta a la masticación, se ha comprobado que entre un 30 y 40% de los dolores de espalda pueden ser causados o empeorados por una mala oclusión dental.

los dientes y el dolor cervical

Así es como estos estudios han concluido en la evidencia de la relación entre  nuestros dientes y el dolor cervical

Causas de mala oclusión dental

 La causa más común de mala oclusión dental es hereditaria pero también puede ser la consecuencia de algunos malos hábitos o algunas enfermedades, tales como:

  • Bruxismo ( predisposición a rechinar los dientes)
  • Perdida de piezas dentales
  • Artritis reumatoide
  • Fractura de la mandíbula mal reparada
  • Costumbre de chuparse el dedo pulgar (muy común en los niños)
  • Tendencia a empujar la lengua contra los dientes

Porque se relaciona a los dientes y el dolor cervical

La mala oclusión dental hace que nuestro cuerpo se compense naturalmente poniendo nuestra cabeza en una posición anómala y por lo tanto forzada lo que nos produce desequilibrios posturales.

La mala posición de la cabeza y la columna vertebral aumentan la tensión de los músculos cervicales y mandibulares.

Por lo general el dolor cervical  es resultado habitualmente como consecuencia de una mala postura. La cual puede ser como comentamos antes por una mala oclusión dental.

Esto demuestra que cuidado de los dientes y el dolor cervical están íntimamente relacionados.

 

Los beneficios de la quiropráctica si tenemos mala oclusión dental

Ya que la quiropráctica se centra en el diagnóstico y tratamiento de los trastornos mecánicos del sistema musculoesqueletico, especialmente la columna vertebral. El doctor en quiropráctica localizara y reparara los desequilibrios de nuestro sistema estructural, mediante una manipulación manual de nuestro cuerpo no invasiva y natural yendo al origen del problema y sin necesidad de recurrir a medicamentos que solo enmascaran el problema sin corregirlo.

En los casos de mala oclusión dental el quiropráctico trabajara sobre la articulación temporomandibular y, , haciendo hincapié en los músculos que la controlan. De manera que conseguirá equilibrarlos atacando el origen que perturba la articulación de la mandíbula.

estrés

Al estar íntimamente relacionados los dientes y el dolor cervical, la quiropráctica es una muy buena socia de la odontología ya que es un gran apoyo para los tratamientos odontológicos ayudando a que sean más llevaderos y fáciles.

Si tienes alguna duda, llámanos, 91 310 74 01 o consultanos, estaremos encantados de ayudarte

Te ha ayudado esta información?
Ayúdanos valorándola, es un solo clic sobre las estrellas.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *